Contra poder

Fecha: 10-06-16

 

*Se pelean por el PRI estatal,Victor Valencia, Lilia Merodio, Graciela Ortiz, Xóchitl Reyes, Alejandro y Pedro  Dominguez,
*Empiezan a aparecer los periodistas “camaleónicos”

                                      

Juan ANTONIO TORRES
 






                           
Lillia Merodio
                                                                   

Perdida la gubernatura del estado, ya sin un  comandante en jefe al frente del Ejecutivo estatal, los priistas que no tienen nada que vez con el mandatario estatal, César Duarte, como son los casos de Victor Valencia de los Santos, la senadora, Lilia Merodio, así como otros personajes que son mas afines a la actual administración estatal, entre los que destacan, Graciela Ortiz, Alejandro y Pedro Dlminguez, ya dijeron “está boca es mía”.
                                                                          Así pues, a cuatro días del tremendo descalabro electoral que sufrieron los tricolores a manos de los pianistas, tras haber perdido los comicios del pasado domingo 5 de junio, varios cuadros del PRI, se han lanzado en pos de la estafeta que todavía tiene en sus manos, el tristemente célebre, Guillermo Dowell, quien al frente de dicho instituto fue un pesado lastre para la causa del frustrado aspirante gobernador, Enrique Serrano Escobar, quien todavía a estas alturas, no le cae el veinte de lo que le ocurrió.
                                                                         Se sabe que la senadora por la vía plurinominal, Graciela Ortiz Gonzalez, ya levanto la mano para pelear por dicho espacio, no para ocuparlo ella personalmente, sino para algunos de sus testaferros, como Victor Mendoza Salcedo, alias “El chocolate” y además, el mapache electoral, Pablo Espinoza.
                                                                         Sobra decir, que los dos tipos, están más chamuscados que un cartucho de sicario, pero andan tras la pepena. También la corrupta, Xóchitl Reyes Castro, quiere “sacrificarse” por ocupar la dirigencia del PRI estatal.   



Victor Valencia de los Santos





                                                                        Por el bando de las mujeres y los hombres que no tienen ninguna identificación con el grupo en el poder, sobresalen, por supuesto, la senadora, Lilia Merodio Reza, y desde luego, el ex funcionario policiaco, Victor Leopoldo Valencia de los Santos, más que ligado al equipo del ex gobernador, José Reyes Baeza.
                                                                          Tanto la senadora, como el ex funcionario de la Sedesol, tienen sus propias fortalezas, pero además, saben que tienen al frente, un enorme reto;
                                                                          Recuperar la confianza de los ciudadanos, conscientes que si por algo votaron en su contra la gran mayoría de la población, fue por el abandono de sus pueblos para seguir creciendo, por el camino de la transparencia.
                                                                          Los priistas, júrelo usted, que ha no quieren ningún perfil que huela al palacio de gobierno, mucho menos al inquilino de dicho inmueble.
                                                                          Ya no quieren mas de lo  mismo. Sino vientos frescos o fríos. Graciela Ortiz, es una putrefacta legisladora. Que no transmite confianza hacia fuera,
                                                                           Si bien es cierto que Valencia y Merodio no son unos santos, por lo menos tienen una mejor imagen frente a la lupa social, que ya no quiere liderazgos carentes de solvencia moral, de buena fama pública. Es un hecho que, el gobernador tratara de imponer a uno de sus alfiles predilectos, que desde luego chocan con los liderazgos de otros grupos totalmente confrontados con él.
                                                               Los duartistas mas duros, no se quieren quedar sin nada en los próximos meses, que digo meses, sino años. Pues estar en la banca sin nada, debe ser mas que complicado por todo un quinquenio.



Graciela Ortiz





                                                                Si se va Manlio Fabio Beltrones, podría tardarse este cambio de cuadros dentro del propio partido, hasta que no llegue el nuevo líder del CEN del PRI. Primero lo primero, luego lo secundario. Será harto difícil que se quede un personaje de todas las confianzas de Duarte Jaquez, a quien se le atribuye la mayor responsabilidad para que se hayan  perdido los más de 25 municipios, así como la gubernatura de Chihuahua.
                                                              Valencia de los Santos, trae la bendición de muy arriba, como para que ni le den la oportunidad de llegar a ese puesto de la mayor responsabilidad en el contexto estatal. Ahora que brilla la orfandad de muchos.....



Alejandro Dominguez





.                 
POSDATA.....
YA empezaron a aparecer los periodistas “camaleónicos”. Aquellos que antes del domingo pasado, juraban y perjuraban que Enrique Serrano, se convertiría en el sucesor de César Duarte. Pero ahora que ocurrió todo lo contrario y ganó los comicios el panusta, Javier Corral Jurado, ya le empiezan a tirar al gobernador en funciones. Hablaban pestes del senador azul con licencia y ya le empiezan a coquetear para no los vayan a quitar de la nómina. Nombres, nombres, Esteban Salmón, Caleb Ordóñez. Edgar Prado, César Cruz, Juan Enrique López, por citar los primeros que están chaqueteando.....





 Derechos Reservados www.dossier.com.mx © 2005-2011
visivatek

 

 

ContactoExpresion de la criticaContrapoderInicio