Fecha: 05-04-19

   

*Él Talegas, Javier Corral y la alianza política que construirá.

*José Luis Carrasco y las lecciones de vida del más allá.

Juan Antonio Torres

Javier Corral Jurado

.

                                  No es ninguna novedad o algo sorpresivo decir que, el quehacer gubernamental de El Talegas, Javier Corral Jurado, en poco más de dos años y siete meses que acaba de cumplir al frente del Ejecutivo del Estado, es el peor que han tenido los chihuahuenses en los últimos 30 años, y vaya que el gobierno de su amigo, El Tibio, José Reyes Baeza, fue también una administración de la que muchos hablan ubicándola con calificativos nada halagüeños.

                                       Ante este ominoso panorama que se otea en los próximos dos años y cinco meses que por desgracia todavía le quedan al gobierno del Nuevo Amanecer, ¿qué estrategia deberá implementar o aterrizar el inquilino del palacio de gobierno? que un día y otro también vomita con la estulticia que le caracteriza en su verborrea incontinente.

                                       Está reprobado en todos los rubros de la administración estatal.

                                       En seguridad pública no da una. Puros tumbos.

                                      Y como no va a ser así, si sus lugartenientes que ocupa en la Fiscalía General del Estado, César Peniche Espejel y Óscar Alberto Aparicio Avendaño, están más enchufados con el hampa organizada, antes que con los ciudadanos limpios y honestos que son los más. Usted sabe el billete no se puede quedar fuera de la jugada, y eso que Corral, jura y perjura que no ha hecho componendas con los de la maña.

                                      Claro que él no, pero para eso tiene a sus operadores en la materia, como los tenía César Duarte, Reyes Baeza, Patricio Martínez, Francisco Barrio, Fernando Baeza, y los que los antecedieron.

                                      En obra pública, da lástima lo que han hecho sus operadores en esa materia. Norma Ramírez Baca, fue la primera funcionaria responsable de esta asignatura que constituye la columna vertebral del desarrollo de toda comunidad, falló estrepitosamente. Por eso le dieron las gracias, por inepta y porqué Corral, se equivocó en escogerla para dicha encomienda que nomás nunca pudo resolver con atingencia y buenos resultados.

                                       Le siguió el ex edil de Ciudad Juárez, ahora erigido en Secretario de Obras Públicas, Gustavo Elizondo Aguilar, quien nunca se destacó por ser un empresario destacado en su ramo. Pero eso salió sobrando. No obstante que traía muy negros antecedentes de cuando estuvo al frente del Fideicomiso de los Puentes Fronterizos en Ciudad Juárez, por todos los trastupijes que se le detectaron en su gestión, que le generaron mucha disonancia negativa a Corral Jurado, pero aun así éste, le dio el voto de confianza, y lo ascendió a secretario con toda la podredumbre que traía en sus alforjas.

                                         Ya verá usted cómo saldrá Elizondo Aguilar, con muchos billetes, pero una obra pública que dará mucho de qué hablar, pero porqué está no se verá por ningún lado. Serán obritas. Al tiempo.

                                        En el renglón de Salud, está igual o peor, y en Educación, pues anda por las mismas. Donde usted ponga el dedo, además de empezar a detectarse el maloliente hedor de la pus, se observa que no hacen nada sus funcionarios de primer nivel, y lo que realizan lo hacen con los pies. Si no me cree, habrá que ver lo que ha hecho al frente de la Secretaria de Hacienda, el ingeniero agrónomo, Arturo Fuentes Vélez, quien lejos de disminuir la deuda pública, en este tiempo, ésta se ha incrementado porqué es pésimo como administrador El Bob Sponja, como le dicen en sorna sus críticos, porqué es un tipo cuadrado. Nomás su criterio tiene razón, aunque no sea así.

                  Si no me cree, que Javier Corral tiene puro novato entre sus coequiperos los que no pelan un chango a mordidas, ahí está el caso de Antonio Pinedo Cornejo, en la Coordinación de Comunicación Social. El cargo le quedó demasiado grande. Tuvo la brillante idea de imprimir un tabloide que nadie leía, ni los empleados de gobierno del estado. Por más que se aferraron, no tuvieron otra más que dejar de editar El Cambio 16, ¿pero cuánto dinero no se malgastó en ese rubro en poco más de dos años, si multiplicamos un millón y medio mensual, por 30 meses nos da la nada despreciable cantidad de 45 millones de pesos.

                 ¿Cuánto se embolsaron, Corral Jurado y Pinedo en este pingüe negocio?

                Pinedo se sacudió la polilla que traía desde muchos años atrás y hasta ahora imprime una revista denominada Meridiano a todo color con papel de primera, nada que ver con Semanario, elaborada con papel periódico. De que tuvo malos manejos Pinedo ni quien lo dude. Lo renunciaron y lo liquidaron, pero jamás fue investigado por sus trácalas por su ángel protector, Javier Corral.

               Ante este negro panorama, que se advierte en el futuro de El Talegas, con quien se le jugará del PAN, para que lo sustituya en el 2021, enterado de que Gustavo Madero, el senador por la vía plurinominal, no lo quieren los chihuahuenses porque lo relacionan con los moches, los buenos negocios que le permitió su amigo y jefe político, Javier Corral, cuando lo hizo Jefe de Gabinete, que para nada le sirvió. Salvo para sus intereses más que personales.

María Eugenia Campos Galván

                A Maru Campos Galván, la alcaldesa de Chihuahua, la mastica, pero no la traga. Sabe de sus turbios vínculos que mantuvo con él ballezano, César Duarte.

                No la va a dejar pasar, le va a poner una y mil piedras en su camino. Además, la mujer de las cirugías plásticas y el Botox, que se le notan a leguas de distancia, fuera de Chihuahua capital, no pinta. No ha trascendido. Es mala como tribuna. No es su fuerte la dialéctica o el arte de la oratoria. Además, en una entidad tan misógina, difícil que la dejen acceder a la gubernatura, no va a ser ni candidata. Al menos del PAN, no lo creo.

               Por el lado de Morena, anda revolucionado, el inútil del súper delegado que instaló AMLO en Chihuahua, Juan Carlos Loera de la Rosa, quien es más empleado del gobernador que del propio tabasqueño. Corral, le chasquea los dedos y como perrito faldero, va y se le pone de alfombra en el despacho del mandatario estatal, al lado de la perra Greta, la cual si es fina, no así Loera, a quien le brota lo corriente.

Juan Carlos Loera de la Rosa

              Loera, quisiera ser el elegido de Corral, pero su perfil de perdedor y de un tipo torvo, bueno para encamar a cuanta incauta se le atraviese, gracias a su bragueta por demás rápida, sino ahí están Marianne Quintana y Ariadna Montiel, de quienes se presume es su “Pedro Navajas”.

               Queda el caso del edil de Ciudad Juárez, Héctor Armando Cabada Alvídrez, quien a últimas fechas se le ubica muy cercano al gobernador, a guisa de ejemplo, ahí está la imagen en la cual aparecen en el estadio de Los Bravos de Ciudad Juárez, el susodicho, Juan Carlos Loera de la Rosa, flanqueando a Corral Jurado, y del otro lado, el edil fronterizo, Armando Cabada, presenciado dicho cotejo deportivo, en el cual resultó ganador el equipo fronterizo por encima de los Pumas de la UNAM, por 2 a 0. En la misma imagen, aparece la hermana del gobernador, Leticia Corral, a quien apodan “la vicegobernadora”

Gustavo Madero Muñoz

             Sería factible que el edil de extracción independiente fuera apoyado por Corral, antes que este lo hiciera por Madero Muñoz, quien perdió estrepitosamente la senaduría en el 2018, cuando juraba que haría polvo a Cruz Pérez Cuéllar, como cuando lo expulsó del PAN, siendo el barbudo personaje líder nacional de ese instituto político.

             Cabada ganó la reelección en la mesa lo que perdió en las urnas, y eso nunca se lo perdonaran los de Morena, por ello, no es descabellado que bajo cuerdas lo apoye Corral, a sabiendas que Madero es perdedor, lo mismo que Loera. Y pues a Maru, la saluda en corto y hasta se atreve a darle un beso en la mejilla, que es muy probable que a las primeras de cambio se limpie, para que no le vaya a pegar la mugre que le pudo haber dejado César Duarte, cuando éste era gobernador, y Campos Galván, fungía en calidad de diputada local.

               Corral, anda por la calle de la amargura en cuanto a aprobación ciudadana. Ni modo que nos quiera desmentir El Talegas, ya que nosotros se los hemos dicho en tiempo y forma, no sólo para descalificarlo, sino con encuestas hechas en los principales municipios de la entidad. En todos ha salido no reprobado, sino repudiado por INEPTO, por tanta verborrea, y cero resultados, lo que ya tiene hartos a los chihuahuenses.

               ¿Con quién se la jugará en los comicios del 2021?, a sabiendas que el PRI está en extinción, lo mismo que él PRD, el PAN anda de capa caída, por culpa del pésimo gobierno de Corral y sus incondicionales que no sirven para nada, salvo para servirse con la cuchara grande, aunque el inquilino diga que él es un Iluminado y sus colaboradores son puros apóstoles. Javier es de los que come santos y excreta diablos.

                Ya no hay chile que le raspe al huésped del palacio de gobierno, él cree que los chihuahuenses con sus carreritas se va a ganar los votos y el reconocimiento del tejido social.

                Que ingenuo, por no decirle de otra forma.

                Lo que nunca se hubiera imaginado, ni en sus peores pesadillas, cada día que pasa se hace más patente; que su odiado compadre, el senador de Morena, Cruz Pérez Cuéllar, se convierta en el abanderado de ese partido a la gubernatura y lo más trágico para Corral Jurado, que gane los comicios del 2021.

                Una tragedia, que se hiciera realidad. Lo mismo que le ocurrió a César Duarte, quien creía que su patiño, Enrique Serrano lo sustituiría en el poder. Y palo que se le aparece el paladín justiciero, quien a casi tres años de distancia no lo ha podido atrapar, y como diría Don Teofilito, ni lo atrapará.

                  Ya me imagino cómo andará políticamente El Talegas para estas fechas. Ya sin el fiscal, Peniche, y sin Aparicio, y sin el secretario de Gobierno, César Jáuregui, quienes nomas ¡cobran y bien! Pero no resuelven nada, puros palos de ciego. No tienen la culpa ellos, sino quien los hace compadres…

                 Así es de que no se vaya usted a sorprender si Cabada bajo cuerdas es patrocinado por Corral Jurado. Lo que no sabe o no ha querido saber Javier, es que así como Maru Campos fue financiada por Duarte, lo mismo hizo con Cabada para que le quitara del camino al lenguaraz ex edil de Juárez, Héctor Murguía Lardizabal, quien si hubiera ganado la elección del 2016, a estas alturas andaría por las nubes, pero por fortuna Dios no les da alas a los alacranes y ya es historia, muy negra por cierto.

POSDATA.

José Luis Carrasco Quintana

El secretario del Ayuntamiento de Cuauhtémoc, José Luis Carrasco Quintana, el mismo que sustituyó a Héctor Barraza Chávez hace ya casi tres semanas, una vez que fue llamado a que se sumará al equipo de Luis Miguel Barbosa Huerta, candidato de Morena al gobierno de Puebla, sufrió el fin de semana pasado la irreparable pérdida de su señora madre, Doña, Amalia Quintana Miramontes de Carrasco a la edad de 80 años. Era prima hermana del ex senador y ex líder del PRI estatal, Artemio Iglesias Miramontes. El secretario nos hizo saber, muy compungido por la repentina partida de su progenitora, que cuando él alcanzo a ser alcalde de Cuauhtémoc en 1998, le ocurrió que su padre, Francisco Carrasco Hernández, también falleciera. Coincidimos que son lecciones que nos enseña El Todopoderoso, desde el cielo. Porqué en la pérdida de sus padres, el tuvo la oportunidad de ocupar espacios de autoridad en la tierra que lo vio nacer…Desde esta tribuna, enviamos nuestras respetuosas condolencias, no al funcionario, sino al ser humano, al amigo…
........
 Derechos Reservados www.dossier.com.mx © 2005-2016

ContactoExpresion de la criticaContrapoderInicio