Fecha: 05-03-17

*Javier Corral, acosado por los francotiradores del ex mandatario, César Duarte; medios de comunicación y ex candidatos.

*Les sobra, soberbia, sordera y la ceguera a los secretarios del gabinete corralista.

*Las mantas, ¿una advertencia de una masacre anunciada?

Por: Juan ANTONIO TORRES
 
 


 

JAVIER CORRAL JURADO

El fuego amigo se desató con toda su crudeza en contra del huésped del palacio de gobierno, Javier Corral Jurado.

Tuvieron que transcurrir casi 5 meses de haberse instalado al frente de la Primera Magistratura de la vasta entidad- que ni en su peor pesadilla se hubieran imaginado los tricolores encabezados por el ballezano, César Horacio Duarte Jáquez, que se perdiera- en los comicios del pasado 5 de junio- para que irrumpieran los detractores del panista, medios de comunicación- La Opción, y ex candidatos perdedores a la gubernatura, Cruz Pérez Cuéllar- financiados por el putrefacto ex gobernador para que arremetieran en días pasados contra el hombre que prometió como principal bandera de campaña, llevar a la cárcel  al hampón más grande que hemos tenido los chihuahuenses en los últimos 50 años, a César Duarte, así como a sus principales escuderos o cómplices.

Nada más, pero nada menos.

La clase política y el imaginario crítico y pensante de la capital de la entidad se levantaron en la mañana con la novedad- a mediados de la semana que está por concluir- de un presunto love affair del ahora gobernador con la diputada local también emanada del blanquiazul, Ema Hernández, según lo habría denunciado una amiga de la legisladora, quien una vez que filtró tal amorío  a la prensa,  a La Opción, que dirige Osvaldo Salvador Áng- un escudero del ex gobernador,  se vio en la imperiosa necesidad de huir a los Estados Unidos, por la posibilidad de ser privada de ja vida.

Cuando todavía no salía de ese marasmo político, que dejó estupefactos a la mayoría de los funcionarias de primer nivel del gobierno del estado, y no se diga a los funcionarios de la alcaldía de las capital de la entidad, así como a los propios diputados locales, surgió de forma” repentina” la primera manta que fue instalada a las altas horas de la noche en el puente ubicado en el periférico de La Juventud y Juan Escutia, en la cual se le exigía al jefe del Ejecutivo que “metiera orden en la zona noroeste de la entidad, donde el capo, Carlos Arturo Quintana, “El 80” mantiene en jaque a los pobladores de esa región con secuestros, extorsiones y levantones, en ese contexto le advertían a Corral Jurado que,  si no lo hacía, ellos mismos se harían  justicia por su propia mano” .

Sería la primera de tres narco-mantas, que se colocarían ya no solo en la capital del estado, sino también en el municipio de Guachochi, enclavado en la parte alta de la Sierra Tarahumara, donde bajo la misma tónica le exigen ponga orden en esa zona, donde el crimen organizado es literalmente, la ley. Un poder de facto.

Pero ahí no empezarían los desaguisados contra el incipiente gobierno de Javier Corral, sino días antes que se atreviera a hacer su viaje a China, bajo el argumento de atraer inversiones del poderoso país de Oriente.

CARLOS BORRUEL BAQUERA

Justamente un día antes de su viaje por aquellas lejanas latitudes, surgió el video del escándalo que protagoniza el ex edil de Chihuahua, Carlos Marcelino Borruel Baquera, en el cual se involucran la hija del actual titular de COESVI, Mónica, así como también el hijo mayor de aquel, Carlos Eduardo- y el yerno del ex edil, David Ortega, el mismo que días antes habría sido renunciado de la Dirección del Deporte.

Las especulaciones no se hicieron esperar. La mayoría de estas, bajo la tónica de que presuntas gentes cercanas al gobernador habría filtrado tal filmación a la prensa- obvio enemiga de Corral - para eliminar de sus futuras aspiraciones políticas por la Senaduría a Carlos  Borruel y desde luego a su vástago mayor por una diputación federal, el mismo que ha sido motivo de escándalos diversos bajo los influjos del alcohol y la droga, como la riña que protagonizará con el ex líder de las Juventudes Revolucionarias del PRI, Cristopher James Barousse.

Luego del incidente del video, que acaparó la atención de los medios y desde luego de la clase política, vendría el vacío que le hicieron la mayoría de los medios de comunicación de la entidad, al gobernador en su gira por China. Durante casi 6 días no se publicó nada de aquella gira.

CESAR HORACIO DUARTE JAQUEZ

Ni fotos, ni una sola declaración que recogieran los medios de comunicación. Vaya contrataste cuando salía fuerza del país, César Duarte, su antecesor, pues antes de que éste saliera acompañado por sus colaboradores privilegiados- sin faltar sus mancebos- la prensa estaba toda a sus pies, inventándole una y mil cosas.

El ballezano sabia para que eran los billetes del gobierno estatal y los despilfarraba con regular alegría con sus amigos, mejor dicho, con sus fieles testaferros de las páginas digitales- Tiempo, Omnia, Entre Líneas, La Opción, sin faltar los medios impresos, Heraldo, y la cadena de los Diarios.

Televisa, Tv Azteca, hacían lo propio, no se digan los dueños de la radio, se volcaban en loas y aplausos no por el gobernante, sino por el patrocinador de gastos millonarios en publicidad.

Regresó Corral de su viaje y los medios, le hicieron el feo. El vacío. De gratis nada. De lengua mucho menos.

Le aplicaron la vieja regla, pero certera de que “como me trates te trato”.

De esos grandes vacíos, pasaría a los pocos días a ocupar las primeras planas, sin ningún costo, totalmente gratis, como resultado de sus presuntos líos de faldas con la legisladora local, también panista, Maribel Hernández.

MANTAS DIRIGIDAS AL GOBERNADOR DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

Luego las mantas, exigiendo frenar la presencia del hampa organizada.

En seguida el cuestionamiento del priista, Fermín Ordóñez, un acorazado del presunto narco- empresario, Eduardo Almeida, en contra del fiscal, César Augusto Peniche Espejel, por su presunta inhabilitación como funcionario público.

Luego la demanda penal por lavado de dinero que interpondría, el frustrado aspirante a gobernador por Movimiento Ciudadano, Cruz Pérez Cuéllar en la PGR, en contra del propio gobernador, Javier Corral-son compadres-con motivo de haber celebrado un contrato de adjudicación directa en el que se vieron favorecidos, Carolina Riggs Baeza, hermana del síndico, Miguel, y el esposo de ésta, Manuel Molinar, por casi 2 millones de pesos.

Una seguidilla pues, de golpes directos en contra del mandatario estatal y de su gobierno, que desde luego tienen un origen inequívoco:

CRUZ PEREZ CUELLAR

La procedencia no se puede ser otra, más que del ex gobernador, César Duarte,  prácticamente prófugo de la justicia desde el pasado 3 de octubre del año pasado, quien le sigue demostrando a su odiado sucesor que,  desde las sombras y gracias a todas sus trapacerías que le permitieron hacerse de una fortuna- a todas luces mal habida- ,sigue moviendo los hilos para manejar a su antojo a medios de comunicación que fueron controlados en base a mucho dinero, en su sexenio, como el caso concreto de La Opción- entre muchos- así como a personajes de la política turbios, venidos a menos, como es el caso concreto de Pérez Cuéllar, quien se hizo candidato a gobernador el año pasado  por el Movimiento Ciudadano con el único objetivo de enderezar duras críticas contra su otrora compadre, Javier Corral, a sabiendas que no tendría ni la más mínima posibilidad de ganar la elección.

LA OPCION DE CHIHUAHUA

Y desde luego que hacerle “el caldo gordo” al priista, Enrique Serrano Escobar.

De gratis nunca ha sido la actuación del ex panista, sino a base de dinero para generarle ruido al nuevo gobierno.

Dentro de este espectro de descalificación y cuestionamientos a la autoridad estatal, por si fuera poco, la inseguridad, enmarcada en ejecuciones, secuestros, asaltos a mano armada, desde enero empezó a incrementarse peligrosamente en las grandes urbes- Ciudad Juárez y la capital Chihuahua, generando desasosiego e intranquilidad a tal punto que la embajada de Canadá en días pasados hizo un exhorto a sus conciudadanos de que “se abstuvieran de visitar el estado de Chihuahua, ante el flagelo de la violencia”.

No hay que soslayar que justamente el día que regresaba de China, Javier Corral, era asesinado el vice rector del Tec de Monterrey, Jorge Arturo Torres García, después de que se resistió a ser asaltado a manos de dos sujetos.

En resumidas cuentas, podemos decir, sin temor a equivocarnos que, al huésped del palacio de gobierno, “se le vino la noche”.

Y todo por ausentarse de la entidad en un viaje que se puede asegurar no se logró lo que se esperaba y que me atrevo a decir que debió haberse postergado por la ola de violencia que estaba despuntando, pero además por un detalle por demás importante y vital para el gobierno corralista:

Entre el electorado chihuahuense, ya permea la percepción que desde luego no comparto, ni creo que sea cierta, de que la principal  promesa de campaña de Javier Corral Jurado, de que una vez que ganara las elecciones del pasado 5 de junio, llevaría ante la justicia a su antecesor, así como a sus más cercanos colaboradores, bandera de campaña que después de 5 meses de estar en el ejercicio del poder se ha ido evaporando, se ha ido deslavando, en perjuicio y detrimento del panismo, más allá si estos son corralista, maderistas, gente de Maru Campos o del diputado local, Miguel Latorre.

Sobra decir que la ciudadanía votó por Corral no porque fuera un personaje que rebose carisma entre la gente, o porque haya tenido una gran experiencia en la administración pública, porque nunca ha ejercido un cargo de gobierno, ni a nivel municipal, estatal, mucho en el nivel federal.

Sufragaron mayoritariamente priistas en su favor, antes que azules por el hoy gobernador, porqué estaban hartos, hastiados de tanta corrupción duartista y porque Corral, les había asegurado en tiempos de la pirotecnia electoral  que, “sólo le dieran el voto, él se encargaría de meter en la cárcel al ladrón de Duarte” dijo no una, sino muchas veces.

La gente que nos ubica ya no solo por nuestro perfil de periodistas, sino como encuestadores, sobre todo porque hemos sido muy serios y sobre todo que hemos tenido mucha, mucha credibilidad, sin rodeos, nos pregunta de bote pronto:

¿Ya habrá transado Corral con Peña Nieto no meterlo a la cárcel a cambio de apoyarlo ante un gobierno en la quiebra?

Porqué, aducen los que me cuestionan, “ya no se oye nada en contra del ballezano, mientras que, al otro Duarte, al de Veracruz, ya está boletinado en la Interpol, pero además, le han decomisado un sinnúmero de propiedades, no se diga al ex mandatario estatal de Quintana Roo, Roberto Borge.

Y al ex gobernador de Chihuahua, no lo tocan.

Ya hasta el remedo de jerarca nacional del PRI, Enrique Ochoa, quien prometía que antes de que terminara el 2016, sería expulsado de dicho instituto por haber cometido un sinnúmero de delitos en su paso por el gobierno de Chihuahua.

Ya no toca para nada, ni por descuido a Duarte Jáquez.

Lo más seguro es que Peña Nieto, ya le dio la instrucción precisa de bajarle al tono de los señalamientos en contra del gober pechocho.

Reza un viejo refrán, que “el que calla, otorga”. Y si Javier y la Fiscalía General del Estado, no han generado hasta hoy ni una sola orden de aprehensión ya no digamos contra el jefe de la banda, sino contra algunos de sus principales testaferros, pues esto genera una pésima imagen en contra de JC, pero además el escepticismo ya es moneda de cambio entre una buena parte de la lupa social de esta entidad.

Se están conjugando varios factores que de no revertirse incidirán en la imagen del actual gobierno, y obvio del titular del Ejecutivo estatal. Y por ende que le cobraran la factura en los comicios del 2018 al PAN.

Si a todo lo anterior le agregamos que una buena parte de los funcionarios del primer nivel presentan varios defectos que ellos mismos no se percatan como son la ceguera, la sordera, que se enmarcan en una sola palabra:

Una soberbia que no les cabe en el cuerpo.

Si a esto agregamos una falta de sensibilidad, pues de poco le sirven esta clase de “servidores públicos” quienes, en su gran mayoría, andan maquinando sus proyectos personales que se insertan en el 2018, antes que hacer por la causa de quien les paga, de quien los llevó a ejercer autoridad.  

Hacer equipo.

No hace falta rascarles mucho a las cosas para saber, para subrayar que Corral Jurado, anda demasiado bocabojeado.

Y es que los duartistas, no obstante que perdieron su mina de oro, como es la gubernatura, no querrán perder lo más preciado:

EL CRIMEN ORGANIZADO GENERA INSEGURIDAD EN CHIHUAHUA DE NUEVO...

Su libertad, y ésta la van a pelear a como dé lugar, pues para eso les sobra el dinero, que hicieron de todas sus pillerías y de sus componendas con el crimen organizado.  El dinero, Duarte, sabe para qué es, para gastarse y más en la política que tanto le dejó.

Si Corral no cumple su promesa de campaña de encerrar en la cárcel a su antecesor, César Duarte, pero además, se le sale de control la violencia, y por último, si no se aterriza obra pública, porque hasta ahora no se ha colocado una primera piedra con algún arranque de obra, ya sea de una carretera, un hospital, una universidad, lo más probable es que recoja en los próximos comicios el voto de castigo, que ya se le cobró para su desgracia al ballezano.

Javier, debe empezar a tejer una palabra mágica cuando se realiza a lo largo de Chihuahua:

Política, mucha política, con los ciudadanos de a pie, con los medios de comunicación y desde luego, con sus reporteros, directivos y columnistas.

Pero además que ponga a trabajar a sus empleados, así sean estos de primer nivel. “Que dejen la comodidad del escritorio” decía el ex gobernador panista, Francisco Barrio Terrazas.

Y no le faltaba razón.

Porque algunos se portan como unas “divas” no como servidores públicos que se maten por atender al ciudadano, más allá de su color partidario. Un ejemplo claro lo representa el actual secretario de Educación, Pablo Cuarón Galindo, quien atiende cuando se le pega la gana a la gente, no cuando debe.

Pero no tiene “la culpa el indio, sino quien lo hace compadre”.

Los señalamientos contra Corral Jurado, pretenden debilitarlo, desgastarlo, meterle miedo para que deje las cosas como están y no se atreva en contra del ex gobernador. Ni por descuido.

Duarte, no hizo compromisos, sino que tejió componendas con muchos medios de comunicación, para que lo defendieran cuando llegara el momento. Hoy, desde la oscuridad se mueve, financiando a sus cómplices. Al cabo que es tan pobre, tan pobre, que lo único que tiene en su haber es eso… dinero.

Dicen por ahí, los que saben que “el fuego, se combate con el fuego”, entonces Javier Corral, debe de optar por obrar igual, responder golpe por golpe, a sus detractores, a sus feroces enemigos que no se tocarán el alma para tratar de acabarlo por la buena o por la mala, socavando la imagen del gobernador, a costa de lo que sea.

Que se despojen los corralistas de grotescos puritanismos, de cuestiones moralinas, frente a sus enemigos, quienes no tendrán el menor empacho en valerse de todo para acabar con ellos.

Sean ciertos o falsos los cuestionamientos contra JC, lo real, es que van a seguir en esa tesitura los enemigos abiertos y emboscados por la coyuntura político-electoral que se avecina.

Corral Jurado está siguiendo la misma hoja de ruta que siguió su ex jefe político, Francisco Barrio y habrá que recordar cómo acabó su sexenio.

De ganar todo en 1992, terminó entregando todo al final de 6 años.

¿Estará Javier Corral preparado para ser solo flor de un lustro? Que después de ganar todo, lo perdió todo para nunca volver a levantarse.

Duarte y sus efebos siguen vivos. Pero lo peor, es que tienen demasiado dinero, y lo van a usar para golpear y vulnerar aniquilar a quien  se les ponga en frente... al tiempo... al tiempo.

POSDATA. Mire usted caro leyente lo que son las cosas. En los tiempos pretéritos del ballezano, César Horacio Duarte Jáquez no se le publicaba nada respecto a sus puterías. Para eso eran los muchos millones de pesos que gastaba en él área de CS sin ninguna restricción. El ex inquilino del palacio de gobierno, tenía disculpe usted caro lector el término. buffet con respecto a sus gustos por el "sexo fuerte".  Su debilidad por el extinto Juan Gabriel era un secreto a voces. Era literalmente la "Primera Dama" en sus ranchos de Balleza. "Bertita" estaba de adorno. Pero no era el único que se tuvo que sacrificar por el jefe. Ahí están los casos del hoy magistrado, Jorge Ramirez, quién era de sus predilectos. Lo hizo diputado local, luego candidato a edil y al no acceder a ese espacio lo dejo como "magistrado dentro del STJE. A su niño mimado, Cristopher James Barousse lo hizo líder juvenil dentro del CEN del PRI y le dio a ganar dinero que fue un encanto, todo mientras no se perdieran juntos sus momentos de intimidad. No son pocos los que no olvidan los besos que le tiraba el ex gober pechocho al calor de los alcoholes y la música del mariachi al cantante jalisciense, Alejandro Fernández, de quién es por todos sabido que pertenece al club de Ricky Martin, George Michael, Elthon John, Fredy Marcury, por citar sólo algunos.  Los dos se aventaban "el palenque" de rigor. Para eso era el poder, para poder...y joder también. Nada de eso se daba a conocer por los medios de comunicación alineados en el putrefacto sexenio pasado del reputado ex mandatario estatal. En ese renglón de lambisconería y zalamería se pintaban solos, El Heraldo, El Diario, Omnia, Tiempo, La Opción, Entre Líneas. Los medios de radio y la televisión no tocaban ni con un pétalo de rosa a CDJ. Sabían que formaba parte de la cofradía de "la mano caída" pero se callaban, a cambio de muchos, muchos billetes en el renglón de publicidad, No debe olvidarse que la reconocida lesbiana, Beatriz Paredes, cuando era líder del PRI nacional, fue quien hizo candidato a gobernador a Duarte, que también pertenecía a ese clan no obstante estar casado y con hijos...Muchos sabían del amasiato de Duarte y el extinto comentarista de la radio, en Juárez. Gabriel Villanueva Jurado, quien presuntamente  era gay, murió de sida, pero nunca dijeron nada....Villanueva era de Parral y fue sorprendido infraganti teniendo sexo oral con un hombre a bordo de un auto. Cuando era edil de Juárez, Francisco Barrio le urdió la trampa por lo mucho que le tiraba en el programa "Municionazo 970". Ahí se acabó el raiting del periodista. Duarte nunca dudó en gastar todo el dinero que pudiera mientras no se pusieran en duda sus preferencias sexuales. De los bacanales y las orgias que se sabía se llevaban a cabo en la Casa de Gobierno, tampoco nadie dijo nada. ¿Será por eso que hoy la tienen en venta? Y no desfilaban en esos espacios de poder y privilegio precisamente féminas para darle gusto al gusto, sino hombres rudos que le daban placer a rabiar a los exigentes "servidores publicas" como lo hiciera en su momento, Raymundo Romero, "La Colorina" para sus íntimos, cuando era funcionario de la Profortarah...

"SI TU SUPIERAS JUANGA, QUE LA CANCION CON LA QUE ME IDENTIFICO PLENAMENTE CONTIGO, ES LA QUE REZA: ¡TE PARECES TANTO A MI, QUE NO PUEDES ENGAÑARME!" UNA IMAGEN DICE MAS QUE MIL PALABRAS...

El silencio cómplice de esas historias de promiscuidad costo mucho dinero que dilapidó sin medida el insaciable CDJ. Para que no quede duda de cómo babeaba Duarte por Juanga le publicanos la foto que se dio a conocer en dossier plus y el pie de foto tal cual. De esto ya hace un rato...Haga usted su propio juicio.

 Derechos Reservados www.dossier.com.mx © 2005-2016
visivatek

ContactoExpresion de la criticaContrapoderInicio